Islamofobia y el arte en Egipto posterior al 2011 | Por equipo de The Unheard Egypt

Este artículo es parte de los esfuerzos de investigación independiente de The Unheard Egypt, una iniciativa de base de informes, amplificando y expresando al Egipto representado de forma inexacta, poco representado y no escuchado directamente por Egipcios a el resto del mundo.

Sus objetivos y misión:

Llenar el vacío creado en la narrativa actual no Arábiga periodística/de medios de comunicación posterior a #Ene25 en Egipto a causa de las barreras culturales/sociales/lingüísticas y por algún sesgo.

 

 

Joven Egipcio trabajando en un mural en el 2012 cuando el sentimiento en contra del Islam político alcanzó su máximo punto.
Joven Egipcio trabajando en un mural en el 2012 cuando el sentimiento en contra del Islam político alcanzó su máximo punto.

 

“Esta pieza fue escrita originalmente en Septiembre del 2013, un mes después de la masacre de Rabaa, y dos meses después del golpe [de estado] militar y el derrocamiento del primer Presidente electo democráticamente de Egipto, Muhammad Morsi. Publiqué esto en Facebook sin saber que los sentimientos anti-islámicos se convertirían en algo tan arraigado como se ha convertido hoy en día. ¡Ahora estoy completando una pieza entera en Marzo del 2016!

La demonización de los símbolos religiosos del Islam como el Hiyab, el Niqab, la barba, y el atuendo blanco Islámico para hombre así como la demonización de aquellos Musulmanes que escogen adherirse a estas prácticas tradicionales/religiosas es un fenómeno peligroso.

Esto sigue siendo causa de muchas injusticias para millones de personas inocentes alreadedor del mundo y específicamente en lugares como Egipto donde los medios de comunicación estatales y la cúpula militar  ha lanzado campañas severas en contra de la gente que representa estas imágenes.


Dado que voy a estar explorando la Islamofobia en los medios Egipcios después del golpe – de Estado – militar y el año durante el cual Muhammad Morsi estuvo en la oficina como el primer Presidente electo democráticamente en Egipto, pensé sobre esta pieza de “arte”.

 

graffiti cairo tahrir egypt morsi 2

graffiti cairo tahrir egypt morsi

Tomé esta imagen en una de las calles laterales de la famosa zona de Muhammad Mahmoud cerca de la Plaza Tahrir en Mayo del 2013, justo antes de dejar Egipto cuando el sentimiento anti – Morsi/anti – Islam político/ anti Hermandad Musulmana alcanzó su apogeo en el centro de la comunidad activista de El Cairo y en los medios de comunicación. Este sentimiento fue compartida y amplificado en los medios de comunicación occidentales y por académicos occidentales, que han continuado con su simpatía hacia la élite secular en Egipto y sesgada en contra de todo lo demás, específicamente cualquier grupo que se identifique con Islam como ideología política.

El graffiti era un mural que mostraba a un hombre enojado con barba en Galabiya blanca (automáticamente se supone es un Islamista en este contexto) quitando el trabajo de arte que hicieron unos niños revolucionarios.

Hay otro hombre con barba enojado diciendo “El graffiti es Haram/prohibido”. Y otro diciendo: “Todos ustedes son infieles”.

He visto medios de comunicación sensacionalistas como esta presentada y amplificada una y otra vez en diferentes medios de comunicación.

La mayoría de las veces la idea gira en torno al artista “izquierdista progresivo o revolucionario liberal” quien está tratando de decirle a las personas iluminadas que estos fanáticos regresivos Islamistas son anti – arte y anti – creatividad y que ellos piensas que todos somos infieles por hacer arte.  Esto es algo que he visto salir en varios trabajos de arte y declaraciones de los políticos, particularmente aquellos relacionados con medios de comunicación occidental y académicos. (Como cuando El Baradei habló sobre cómo los Islamistas van a prohibir la música en Egipto por ejemplo.)

Algo no se sentía bien siempre en la forma en que algunos “artistas” utilizaron sus graffitis para demonizar “la barba y al barbado” específicamente y justificando esto con los errores políticos hechos por los Islamistas, Morsi, y la Hermandad Musulmana. Estos tipos de mensajes son intencionales. Para alguien en Egipto es fácil ver cómo es engañoso, sobre generalizado, y exagerado es esto. Para los observadores occidentales, desafortunadamente, parece que la mayoría de ellos sólo lo toman como es, sin pensarlo mucho.

Hay dos hechos importantes y obvios aquí que los observadores occidentales necesitan recordar:

1- Mucha gente en el Medio Oriente, África, Asia y en todo el mundo usan la Galabiya tradicional blanca y tienen barbas sin estar políticamente envueltos. Ellos visten así porque simplemente son religiosos o tradicionales.

2- Islam no enseña que el arte está prohibido. Las prácticas significativas y  con propósito son impulsadas en Islam siempre y cuando no contradigan las enseñanzas Islámicas. De hecho el arte político callejero y las canciones revolucionarias fueron producidas por Egipcios y Árabes entre una amplia gama de opiniones, ideologías y orígenes, y esto incluyó Musulmanes religiosos y Musulmanes que se identificaron un con montón de diferentes grupos políticos Islámicos.

Mi abuelo y muchos de mis parientes en Egipto han tenido barba y vestido la tradicional y blanca “Galabiya”. Muchos Egipcios y Musulmanes alrededor del mundo aún lo hacen y esta práctica significa algo para ellos.

Al final del día, la barba, el Niqab, y los atuendos blancos para hombres son todos diferentes representaciones Islámicas de acuerdo a tradiciones que datan de miles de años atrás. Le guste o no, y si te gusta o disgusta aquellos que adoptan estas prácticas tradicionales, son generalmente considerados Islámicos y de la fé Islámica. No estoy tratando de entrar en debates teológicos  o sobre cualquiera de esto ahora.

Desde que Morsi fue electo Presidente en Junio del 2012, y después del golpe militar en Julio del 2013. Egipcios con aspecto religioso están siendo blanco de dureza y la población general en Egipto parece estar bien con esto.

Esto no es una coincidencia. Hay contribuyentes razones con la narrativa impulsada por los medios de comunicación, el escenario del arte revolucionario, los programas de comedia, los programas de charla política con respaldo de la élite secular.

Mientras todos tengan el derecho de estar de acuerdo o no estar de acuerdo con la actuación política de Morsi, la Hermandad Musulmana y el movimiento político Islámico en Egipto, esto no debería permitir la normalización de tales tendencias Islamofóbicas. Pintando hombres barbados enojados es una táctica clásica introducida por los Islamófobos en el occidente desde hace mucho tiempo.”

 

Para recibir últimas actualizaciones sobre los acontecimientos en Egipto pueden seguir al equipo The Unheard Egypt en Facebook y  también pueden seguirlos en Twitter @UnheardEgypt.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s